[Random]

23 mar. 2013

Anotaciones muy breves (o eso intento) sobre lo leído en 2012 (I)

Gran parte de esta entrada se la debo a la gente que me va dejando libros de tanto en tanto. Gente como el señor |X| o nuestro queridísimo pseudo-autor fantasma Luther, que suplen en buena parte la falta de una biblioteca medianamente decente en mi casa (y es que algunos títulos tengo, pero la "Ley de Extranjería de 1995 Edición Revisada" nunca me llamó mucho la atención). Y como es de buen nacido el ser agradecido, desde aquí les doy las gracias despotricando contra lo que me han dejado. Es broma. Pero solo porque me han gustado.



Ya lo he dicho en alguna ocasión (por Tuiter, lugar por el que a veces me gusta decir cosas), pero lo repito: Guerra Mundial Z es, apropiadamente, como un zombie. En ocasiones, lenta, muy lenta, agobiantemente lenta, tanto que te confías, bajas la guardia, y cuando por fin lo tienes encima todo se convierte en una vorágine de necesaria acción para evitar que le peguen un bocado a tu pobre cerebro. Más allá de la cutre metáfora, los párrafos ultra-técnicos sobre burocracia, estructura social y tensiones internacionales echan bastante para atrás a todo aquel que quiera pajearse deleitarse leyendo como un par de zombies hacen picnic con los intestinos de algún superviviente no muy precavido, pero son necesarios para cimentar una historia sólida y realista, que sin duda es lo que pretendía -y en gran medida ha conseguido- Max Brooks.